Restaurar es más que darle vida al pasado, es preservar la memoria en el presente y mantener el patrimonio para el futuro

miércoles, 31 de octubre de 2012

El cura inexperto que se atrevió a restaurar la iglesia de Lourdes Por: UNIDAD INVESTIGATIVA | 10:00 p.m. | 25 de Octubre del 2012 La Unidad Investigativa del periódico EL TIEMPO descubrió que el párroco es quien dirige las obras y según los especialistas, habría incurrido en fallos que le quitan valor histórico a esta joya arquitectónica. Comparte este artículo 1. La obra, coordinada por el párroco Adolfo Vera López, dañó dos vigas y partió los pisos originales. Nadie duda de las dotes de orador y guía espiritual del padre Adolfo Vera López, que completa más de dos años como párroco de Nuestra Señora de Lourdes, el templo gótico católico que data de 1875. (Vea las imágenes de los daños en Lourdes). Pero su otro rol, el de gerente de la restauración del templo, una de las joyas religiosas de Bogotá, lo ha puesto como centro de una discusión entre especialistas en recuperación de edificios patrimoniales y autoridades que consideran que el padre Vera ha cometido varios 'pecados' graves contra el patrimonio. De hecho, dicen que el episodio les recuerda lo ocurrido hace dos meses con el escándalo por la fallida restauración del Santo Ecce Homo, en Zaragoza (España). En el caso colombiano, el tema no solo ha generado pérdida de dinero y tiempo en la restauración del templo, tasada en 3.200 millones de pesos. También hay críticas de fondo sobre la alteración de características originales que hacen valiosa la edificación, a cargo de la Arquidiócesis de Bogotá, dueña del templo. Rajado en restauración El padre Vega, único autorizado para hablar del tema, dice en su favor que son "correcciones normales". Además, que se matriculó en un posgrado en restauración de patrimonio arquitectónico, para tener mejor criterio. Acaba de terminar el primer semestre. Pero EL TIEMPO estableció que reprobó una asignatura en la que presentó su versión del proyecto de restauración de la iglesia de Lourdes. Y hasta lo señalan de copia. Este diario investigó y estableció que las principales críticas son la construcción de dos gigantescas vigas en la fachada y la recuperación de los pisos que datan del último cuarto del siglo XIX. En una resolución expedida en septiembre pasado por el Instituto Distrital de Patrimonio Cultural (IDPC) se advierte que la viga de amarre que recorre el perímetro del edificio va "en detrimento de las características del inmueble de interés cultural". La única solución fue demoler lo hecho y poner platinas metálicas de un color que se mimetizara con el resto de la fachada para no dañarla. El mismo IDPC objetó otra viga de cimentación interior que buscaba reforzar el esqueleto de la iglesia. El lío es que subía varios centímetros por encima del piso y alteraba la apariencia que hizo acreedor al templo de la condición de Bien de Interés Cultural desde el 2001. Adicionalmente, la obra estaba viciada porque si bien aparecía en los planos que aprobó la Curaduría 2, no contaba con el visto bueno del IDPC y solo después de acometida se buscó la autorización oficial. El tercer 'pecado' tiene que ver con la recuperación del piso. El suelo de Lourdes lucía baldosas que estuvieron a la vista ocho décadas. Pero los obreros descubrieron lajas del acabado original y por falta de planeación muchas lozas se rompieron y luego no supieron cómo reubicarlas. Para los restauradores consultados por EL TIEMPO, estas fallas se deben a que el sacerdote ha querido fungir como especialista aduciendo que tiene título de ingeniero. La obra sigue adelante aunque nadie puede revisar su avance. "Parece un nuevo misterio de la Iglesia. El padre Vera no le da explicaciones a nadie", dice Miguel Luna, de la Asociación de Amigos de Chapinero. Templo, listo en un año En un mes comienzan trabajos en la fachada La restauración del templo de Nuestra Señora de Lourdes estaría lista en un año, de acuerdo con el último cronograma. Según el padre Adolfo Vera, ya se culminó el refuerzo estructural y en un mes comienzan a remozar la fachada. Hasta ahora se han invertido 1.700 millones de pesos, de un total de 3.200 presupuestados. Este dinero sale de los feligreses y de aportes de la Arquidiócesis de Bogotá. La Iglesia data del Siglo XIX y se comenzó a construir en 1875. Se caracteriza por su estilo gótico, con influencia estética del Romanticismo. 'Son errores normales': Vera El padre Adolfo Vera le admitió EL TIEMPO que se han cometido errores en la restauracíón pero los califica de normales. Asegura que ya corrigió la viga para sostener los pináculos, que iba por el 40 por ciento, y que solo costó unos 15 millones de pesos (expertos dicen que vale más). Y reconoce que la viga de cimentación no estaba en el plano aprobado por el IDPT. Pero dice que la arregló al intervenir el piso de piedra. Con relación a ese piso, del siglo XIX, admite que se rompió un 5 por ciento, pero que reemplazó las lajas históricas por unas nuevas. Y añade que la ruptura se debió a que en los estudios no estaban. Además, que tiene fotos para rearmar las otras piezas que se levantaron. También admitió que perdió los módulos de Diseño 1 y Técnicas de intervención, en una especialización en Conservación y Restauración de Patrimonio Arquitectónico "porque el proyecto no tenía el nivel que querían". Y si bien reconoce que se basó en el proyecto aprobado por el IDPT, niega los rumores de plagio de este trabajo. u.investigativa@eltiempo.com UNIDAD INVESTIGATIVA

No hay comentarios:

Publicar un comentario